domingo, diciembre 25, 2005

Sé tú el cambio que quieres

La luz era tenue. Ella leía en su habitación, tumbada boca arriba y haciendo esfuerzos por no quedarse dormida. El libro no era aburrido, pero aquella postura y el cansancio acumulado no ayudaban a la concentración de Sofía.

Así que, pensando que en cualquier momento el sueño la vencería, soltó el libro y se incorporó de un impulso en su cama con el propósito de darle más vida a su día. No sabía qué hacer, hacia dónde ir o a quién visitar... pero tenía claro que salir de su casa sería la mejor opción para encontrar una nueva distracción.

Pasó por la cocina y se despidió de su madre dándole un dulce beso en la mejilla. Iba a... ¿hacer fotocopias?... sí, aquello serviría.

Cuando se encontró en la calle miró hacia la izquierda... hacia la derecha, ¿qué hacer?... en ese momento de indecisión una hoja otoñal golpeó suavemente su rostro. A lo lejos, una pareja de novios se acercaba con dificultades, pues las ganas que se tenían les impedían dar más de dos pasos sin mimarse. Sofía, a la que nunca le faltó imaginación para entretener sus horas muertas, se agachó rápidamente. Cogió aquella hoja sin vida y dispuso sus pasos en dirección a la pareja:

- Buenas tardes -dijo entorpeciendo el camino de los dos jóvenes- os cambio esta hoja por cualquier cosa que os apetezca.

Los dos intercambiaron miradas sorprendidas. Inmediatamente miraron la hoja y comprobaron que era una más de tantas que habían sido pisadas tras su paso en aquella avenida. Pero por alguna razón especial, esa hoja les había interrumpido su camino. La muchacha sacó inmediatamente de su bolso un lápiz y realizó sonriente aquel curioso intercambio- Gracias -dijo Sofía con un tono contundente y convencido, como si hubiese hecho el negocio de su vida.

Cruzó la calle y se dirigió hacia el parque. Allí, en un banco, observó una silueta... y hacia ella dispuso sus pasos:

-Hola, le cambio este lápiz por lo que usted me quiera ofrecer.

La mujer, bajó la revista, miró a la niña desconcertada y, tras unos segundos de incredulidad, le dio un calendario. Al agradecerle el gesto e irse, la mujer comprobó que un chico jugueteaba con su novia colocándole una hoja de un árbol en el pelo... en esto pasó la penúltima hoja de su revista y sonrió al ver que tenía un lápiz con el que realizar aquellos juegos.

Así fueron aconteciendo los curiosos intercambios: aquel calendario por una pluma, la pluma por una gomilla, la gomilla por un papel, dicho papel en blanco por el mismo dibujado... de pronto se cruzó en su camino un joven con un periódico. Ella le propuso otro intercambio y él sonriente aceptó. Arrancó la hoja que acababa de leer y le fabricó un sombrero de papel... el cual, más tarde, ella cambiaría a un viejo por otro objeto. Cuando ya iba anocheciendo ocurrió algo curioso... le ofrecieron como intercambio una fotocopia. - Creo que el juego ha terminado -pensó.

Por fin llegó a su casa. A pesar de la mirada incrédula de su madre por la tardanza, pudo demostrar que el propósito de su escapada fue hacer una fotocopia. Subió a su cuarto sonriente... había conseguido entretener su tarde. Miró por la ventana para agradecer a su barrio la participación en el juego al que sin saberlo aceptaron... y cual fue su asombro cuando, al abrir la cortina, vio a una niña con un sombrero de periódico, una muchacha que sonriente se recogía el pelo con un lápiz, un transeunte que miraba un calendario...¡el juego siguió!. El viento arrastró una hoja que vino a quedar sujeta a su cristal y mirándola atentamente pensó que, en realidad, el uso que le des a cualquier cosa la puede hacer, si cabe, aún más especial.

jueves, diciembre 22, 2005

¡Con la música a otra parte!

... y nunca mejor dicho, porque me voy con todos mis bártulos a mi ciudad (incluidas zambomba, guitarra y pandereta), volviendo al lugar de origen... volviendo a casa por Navidad.
Y en realidad no me parece nada lógico el establecer una época del año en la que limpiar nuestras conciencias por todos los demás meses que lo componen, pues este, para mi, es el próposito del denominado espíritu navideño: humildad, caridad, agradecimiento, bondad... pero ojo, ¡navideño!... ni otoñal, ni invernal, ni primaveral, ni anual... el puñetero espíritu es como los productos del supermecado, viene con fecha de caducidad.
Y quizá esa sea una de las cosas por las que la Navidad no me termina de convencer: hacer fotos a mi familia porque ahora sonríen, porque ahora se ríen... congelar este momento de alegría porque es una vez al año... y, que me dejen de tonterías y de refranes pasados... ¡que una sóla vez al año es de tacaños y pa´colmo, también hace daño!
Pero que no... no me quejo. Bien sonriente que me voy para mi ciudad :). Tengo dos semanas de vacaciones y me da que mis apuntes se llevarán bien con los rincones. ¿Que reina hipocresía?, ¿que reina falsedad?, ¿que se divide la familia? ¡a mi este año es que me-da-igual!... dejo mi guerra aparcada, pongo mis soldados a descansar... mantengo una mínima defensa... y para todo el mundo Amor y Paz, que este año ya voy bien despachada... ¡¡que este año yo me voy con mi mamá!!
¡¡Feliz Navidad!!

domingo, diciembre 18, 2005

Soñando despiertos

Los sueños, esa otra vida mental que siempre nos ha maravillado y nos ha creado tanta curiosidad. Verdaderamente, tener una vida paralela a la realidad y ser una existencia imaginaria resulta extremadamente inquietante. Párate a pensar, al menos un momento (lo que tardes en leer mi escrito ;)) lo mágico que es soñar: cada noche viajamos a otros mundos que poseen reglas diferentes a las nuestras, ¿cuáles? seguro que te suenan:
"Anoche soñé contigo, bueno... sabía que eras tú pero no era tu cara"
"... fue extraño, estaba en mi casa y al salir por la puerta de la cocina ¡aparecí en la playa!"
"Pues no me preguntes por qué ni cómo... pero yo anoche sabía volar"
Y son reglas que se cumplen, sí... porque nos pasan cosas absurdas e inimaginables en el mundo diurno y seguimos soñando tan agusto. Espacios que se curvan, coincidencias imposibles, marionetas que hablan, universos increibles... Cada noche, en el fantasioso juego de nuestra mente, somos otros...
Tal vez soñar sea sólo eso, un juego que entretiene el alma mientras el cuerpo descansa. Hay veces que, sorprendentemente, fusionamos ambos mundos y de repente nos encontramos con un pié en cada uno... entonces hacemos alusión a la bonita frase de soñaba despierto.
Soñar despierto es como un paseo por ese otro mundo ilusorio que nuestra vida diurna se empeña cruelmente en olvidar (excepto cuando son pesadillas... prescindir de su recuerdo es todo un detalle).
Soñar es una fantasía tan lograda y tan real que a veces sientes miedo de verte aparecer dentro de ella o lo que es peor... de despertar.
Dulces sueños para todos...
Dio para mucho tu comentario Terminus, :) un beso.

miércoles, diciembre 14, 2005

... y que salga el sol por Antequera

Hace ya tiempo que mi vida va sobre ruedas...

...pequeñas pero resistentes, y más concretamente, sobre dos ruedas. Y no es que la vida me vaya especialmente bien (ni mal), sólo que de un tiempo a esta parte voy y vengo sin rumbo fijo. Mi destino depende del camino que unen esas ruedas, las mismas que sostienen a mi viajero armario, mi maleta.

Cuando era chica me encantaba subir a la buhardilla y ver los portaequipajes... "¡vacaciones!", pensaba sonriente. Ahora, sin embargo, mirarla no me supone ninguna novedad, ninguna ilusión... pues su uso, ya habitual, no tiene nada que ver con la diversión. Ahora las cansadas y desgastadas ruedas cumplen la función de unir dos mundos muy distintos... pero indispensables en mi vida. Uno me da libertad, el otro me oprime; uno está alegre y completo, el otro triste y vacío; uno es enorme... pero a veces me estruja, el otro es pequeño... pero a veces me da alas y cuando no vuelo, sencillamente, nadie empuja.

Y podría coger mi petate y mudarme definitivamente al mejor... o, en caso de dudas, ayudarme de la inclinación de una balanza que me facilitara una determinación...
El problema está cuando esos mundos se intercambian, cuando no sabes cual es cual... cuando coges la maleta, te encuentras en mitad del camino y angustiosamente te preguntas hacia donde andar... en qué lugar estacionar.
Al fin decido formar parte de ambos mundos, pues en cada extremo encuentro un motivo para volver. Al fin asumo este vaivén al que me somete la vida, pues por ambos mundos hoy Mayka es quien es... al fin decido no prescindir de ninguno.
Y... sencillamente, porque el supuesto repartidor de destinos no me dio a elegir (mala idea la suya) aquí nos encontramos mi compañera de viaje y yo, disfrutando periódicamente de cincuenta y pico kilómetros de paisaje que al fin y al cabo, te dan alguna que otra satisfacción... unos cuarenta minutos para la meditación y unas cuantas admirables puestas de sol.

viernes, diciembre 09, 2005

Les Amants, Magritte

Ante la disyuntiva de si esta pintura me transmitía buenas o malas vibraciones... os la dejo a vuestra libre interpretación, ¿qué os sugiere?

miércoles, diciembre 07, 2005

¡Por unos campos más verdes!

Nos conocimos hace ya varios años...

Recuerdo que en aquel primer encuentro me quedé mirándola fijamente, intentando hacerla hablar sin cruzar palabras... se tornaba francamente complicado.
¿No sucede a veces, cuando conocemos a alguien, que algo dentro de nosotros nos convence de que a su lado hay mucho que aprender y que ofrecer? Supongo que un sentimiento similar me surgió al verla. Quería tratarla y no sabía muy bien cómo. Así que, un día, decidí que sería bueno ir con ella a clases, puesto que con un orientador de por medio nuestra relación se enriquecería.
Y así fue, comenzamos a escuchar nuestras voces. La suya siempre me pareció más bonita y afinada que la mía. Con el paso del tiempo, escucharla se me hacía cada vez más agradable y, aunque a veces la hiciera equivocarse, siempre tuve presente que la culpa era mía, puesto que sus coversaciones con otras compañías, como cuando ella y el profesor se entendían, llegaban a ser casi perfectas.
Pero vino a ocurrir lo esperado. Aquella monotonía de ir juntas a clase se fue convirtiendo cada semana en una obligación y sólo me bastaba pensarlo para que me surgiera la desgana. Ese deber se convertía en un compromiso que dejaba atrás la necesidad. Así que, equivocadamente, decidí no seguir aprendiendo junto a ella y disfrutarla tan sólo cuando las ganas me insistieran.
Le fallé... y me fallé. Y sin embargo, ella nunca rechazó mi compañía... ni lo hará. Cuando no la he necesitado me ha esperado; cuando he pasado malas ratos me los ha alegrado; cuando he tenido ganas de risas me las ha aumentado; Madre mía... ¡¡de cuantas habitaciones distintas nos habrán echado de lo que juntas armamos!!
A pesar de la de golpes que se lleva por mi culpa, sabe que es uno de mis delirios, porque... fíjate, le da igual estar varios meses en un ricón, llena de pelusa y olvidada, sólo basta que digan en el tiempo que en Andalucía hay escasez de agua... para que nos busquemos y nos pongamos juntas a invocarla...

miércoles, noviembre 30, 2005

Mis maldolores

La palabra "fobia" deriva de Fobos. En la mitología griega, Fobos es hijo de Ares (Marte) y Afrodita (Venus). Fobos representa el temor.

... ¡y tanto!. Tengo dos temores incontrolables y, en cierta medida, preocupantes. Uno es innato y el otro creo que no. Este post es consecuencia del segundo, porque lo tengo a flor de piel estos últimos días con los vientos huracanados que están sufriendo en las Islas Canarias (dos besillos mu fuertes a Cattz y Moho_Pikon). Y es que me dan mucho miedo los fenómenos atmósfericos como las tormentas y los huracanes. ¿Por qué? pues porque es, quizás, lo único que el hombre no puede controlar. Miedo a las tormentas, los huracanes... y pánico a los tornados. Esa unión cielo y tierra por medio de una columna que lo arrasa todo... vamos, ¡tengo los vellos de punta!
Pero el preocupante es el innato. Tengo fobia a la sangre. Es superior a mis fuerzas y tan cierto, porque me quedo sin ellas al ver la mínima gota de sangre. Os podría contar 1000 anécdotas durante mis 22 años de vida con respecto a este tema: que se cayera en mi colegio algún compañero, fuera felizmente curado y listo para jugar otra vez, y yo... por solidaridad, marearme en su lugar; tumbarme en un banco antes y después de una vacuna por pérdida momentánea de sensibilidad en las extremidades inferiores; pérdidas de conocimiento cuando la herida supera, más o menos, el centímetro y medio... tanto si es mía como si no...
Y lo curioso es que siempre se cumple cierto proceso, es casi un estúpido ritual, os pongo un ejemplo: estoy cosiendo, me pincho... veo cierto líquido rojizo que sale de mi dedo... me pongo nerviosa y, aunque parezca ridículo (a mi me lo parece pero lo sufro), tengo cosa de 10 segundos para reaccionar y buscar una cama o sofá en el que tenderme, porque ya después viene el mareo/apamplamiento que me deja sin fuerzas... mis padres me regañan porque saben que es algo psicológico y que soy yo la que me tengo que quitar ese miedo, más de una vez me harto de llorar porque no se controlarlo y lo paso mal, mis familiares lógicamente se asustan y también lo pasan mal...
Pero... ¿qué puedo hacer?, ¿tenéis alguna fobia?, ¿cómo la combatís?

viernes, noviembre 25, 2005

Porque como no madrugué, no me ayudó ni Dios ni nadie...

Entré directamente en la biblioteca, puesto que si habíamos quedado hacía ya una hora, de lógica que mi compañero no me esperaría aún en el pasillo... lo busco entre las mesas y, una vez localizado, me dispongo a ocupar el asiento libre que quedaba a su lado. Es curioso como, si te acostumbras a ir a menudo a la biblioteca, terminas casi siempre ocupando el mismo pupitre. Y como tú algunos asiduos más...
Pero hoy, justo delante mia, había un chavalillo nuevo en la materia bibliotecaria. Le obligué a que quitara la chaqueta porque ocupaba gran parte de mi pupitre y comencé a sacar papeles. En eso, el muchacho se ve que tendría que copiar quizás noticias del periódico a sus apuntes, que el meneo que traía era menudo: desplazamiento hacia la izquierda... desplazamiento hacia la derecha... izquierda... derecha... que más le hubiera convenido ir a comprarse una silla con ruedas al Ikea... para aumentar mi desconcentración, el almaintranquiladedios, cada 10 minutos, tiraba el bolígrafo alteradamente contra sus apuntes y soltaba su ¡mecagoentó!, familiar para mis oídos al cabo de mi media hora de desesperación... ni qué decir que su móvil, bajo de batería, nos avisaba a todos cada cierto tiempo de sus pocos minutos de vida... y ya, para colmo de mi paciencia, el muchacho alegremente porque, supongo, ya hacía cosa de 15 minutos que no cometía su ¡mecagoentó! va... ¡y se pone a tararear!
Y Mayka es tranquila,... es tranquila en Septiembre, Octubre, ¡¡pero en Noviembre cuando queda un mes para los exámenes de Diciembre que se deje to dios de tonterías!!. Así que, dispuesta a llamarle la atención, retirando mis manos de la cabeza y comprobando que aún tenía cuerdas vocales después de 1 hora en silencio, decido dirigirme a él... en esto, él hace ademán de toser... saca inmediatamente de su estuche un spray... se lo coloca en la boca y lo traga... :/, se queda estasiado en momento nirvana, medio despatarrado y con la apariencia de un niño que acaba de echar su airecillo...
Pues nada... quizá esta no fuese una buena mañana para estudiar en la biblioteca... al final la dediqué a "psicofisioanalizar" a los diferentes personajes que había, por su puesto clasificables: Los de los taponcillos en los oídos y malas caras al menor ruido, los novios que no dejan de manusearse y babearse, los inquietos y/o asmáticos... los que aprovechan la mañana estudiando como mi compañero o los que como yo, nos dedicamos a perder unas cuantas horas, haciendo creer a los que te ven salir de la biblioteca que hiciste algo práctico...

miércoles, noviembre 23, 2005

Esperando a que el tiempo amaine...

Últimamente no todo me va muy bien... la vida a veces se complica sin razón. Tu mantienes tu ritmo, pero los de tu alrededor son capaces de alterarlo de tal forma que logran hacer que lo pierdas.

Dicen que los problemas de cada uno son los más grandes, y cierto es... porque los mios, en ocasiones, me pueden. Y mira que les intento hacer frente!! pero no siempre tengo las defensas dispuestas para un ataque imprevisto... y esta vez se encontraban descansando cuando me invadieron y me debilitaron.

Será la típica mala racha de dos, tres, cuatro días... pero la puñetera me quita el sueño cuando me pertenece y me lo devuelve cuando no es el momento...

Dejo un cartelillo de "se buscan ganas maykacianas perdidas sin rumbo conocido"... razón aquí.

domingo, noviembre 13, 2005

Dedicado a ti

A veces, aunque conozcamos a mucha gente, e incluso seamos capaces de distinguir aquellos buenos amigos de los que no... nos hace falta tener alguien en quien apoyarnos en cada lugar que frecuentamos... ya sea la universidad, el trabajo...

Después, cuando ya contamos con ese vínculo afectivo, olvidamos aquellos días en que éramos verdaderamente conscientes de esa necesidad de ir en "búsqueda y captura" de un amigo, esa típica y angustiosa sensación del primer día en esa nueva aventura... :

- Hoy es un gran día -dices mientras, aún adormilado, te aseas frente al espejo- iré a un nuevo lugar que terminará siéndome familiar... veré nuevas caras que con el tiempo ocuparán un lugar importante en mi vida...

¿Buscar amigos en la facultad, biblioteca... ambientes de estudio?
"No se qué pasa en la facultad -dice una muchacha- la gente va allí como de cumplido; nadie intimida con nadie, algunos llegan allí con sus rollos de los quince años y yo, con mis 20 me pregunto si es tarde para mí..."
¿En las discotecas, pubs... ambientes de fiesta?
"Las discotecas -dice otro- reflejan el problema tan grande de la incomunicación que sufrimos todos. Estamos tan acostumbrados a no escuchar al que tienes al lado que preferimos estar en un lugar donde esto es materialmente imposible."
... hay quien busca y no encuentra. "Buscar quizá sea, en cierto modo, la mejor manera de no encontrar". El único camino lógico es dejar hacer a la vida. Y tener la certeza de que, cuando uno tiene mucho que ofrecer, encontrará personas que estén dispuestas a recibirlo.
Me considero afortunada en este aspecto. A mi madre no le hace ni pizca de gracia, porque la tentación de quedarme en la capital es grande, y ello provoca no ir mucho por el pueblo ;)... pero allí o aquí, sola no me siento.
Date por aludido tú que me lees... porque ahora también me acompañas.

miércoles, noviembre 09, 2005

Porque ahora me lees de casualidad...

El otro día, discutiendo con un buen amigo, salió un tema bastante típico... pero siempre me ha llamado la atención. Prácticamente la conversación partía de la siguiente pregunta:

¿La vida está llena de casualidades o cada uno tiene su propio destino?


... me decantaba (y me decanto) por las casualidades. Es más emocionante!. Nunca he creído en la filosofía de que la vida de cada uno ya está escrita y cada día arrancamos una hoja de ese supuesto diario... no me gusta la idea de que mis improvisaciones no sean improvisadas, puesto que al estar destinada a realizarlas serían algo así como "provisadas improvisaciones"... Me entusiasma la idea de que levantarme 5 minutos antes de lo previsto cambia el rumbo de lo que pudo ser ese día sin ese madrugón ;),... me gusta creer en la Teoría del Caos.

La vida se compone de buenas y malas casualidades y el destino no es un guión ya escrito, sino una serie de pautas a seguir o metas que nos proponemos conseguir. Por supuesto, no creo en la frase de "estoy predestinad@ a ello". Mi amigo David se posicionó en el bando contrario... en más de una ocasión me dejaba sin contestación (que coraje no tener suficientes armas de defensa!!) e incluso me recomendó cierto libro de El Alquimista, la película de Serendipity... pero, una vez visto y leído todo lo recomendado, qué va!. Me encanta conocer diferentes opiniones y que se pongan mis reflexiones en entredicho, pelearse por cuestiones de este tipo es recomendable, pero yo me mantengo en mis trece... ¡¡ la vida está llena de casualidades !!

domingo, noviembre 06, 2005

Mayka-locutora-radio :)

A partir de mañana, me podréis escuchar en mi sección de radio de 21.30 a 22.00, todos los Lunes :). Será la segunda intervención de un programa de radio que se llama "A Buen Puerto". La sección trata sobre internet, páginas web interesantes... el día que hable de blogs personales, os nombraré a más de uno. Comparto la sección con mi amiga Rocío, que media hora hablando yo sola sería perdirle mucho a la audiencia!
Es una emisora local, poquilla cosa, así que sólo se puede escuchar por los alrededores (Puerto de la Torre y poco más). Pero me podéis seguir por internet desde el enlace "escuchanos en directo" de la página www.ondapuerto.com. Es más, podéis intervenir por teléfono y las llamadas se agradecen enormemente!!. Pues nada, todos estáis invitados... y espero que no me critiquéis mucho :P, que soy novata en esto!!. Besos!

lunes, octubre 31, 2005

Nº 1898

Ayer Domingo, a un amigo se le ocurrió la genial idea de avisarme de que en el Centro Cívico de Málaga estaban haciendo casting para personas de entre 20 y 60 años para salir de figurantes en la próxima película de Antonio Banderas “El Camino de los Ingleses”… y ya ves, que me faltó tiempo pa verme de protagonista!!!!

Acababa de llegar del viaje y claro, toda la ropa decente estaba en la lavadora… mier**!!!

Pero bueno, sólo me harían un par de preguntas… así que no importaba el aspecto…

Me puse una falda agitanaillamaldolor y… -y mi ropa interior??? mier**!!! en la lavadora!!…- me coloqué un sujetador marrón oscuro de tirantes gordos que me ocupaba el hombro entero, la camisetilla blanca de tirantes encima porque, pa´variar, las de manga corta, que hubieran disimulado mi erotismo con dicha prenda, estaban dando vueltas en el dichoso electrodoméstico…

Pero bueno, sólo me harían un par de preguntas… así que no importaba el aspecto…

Corriendo a toda prisa busco una chaquetilla que tape el sujetador-maldolor, la camisetilla pegada supermichelín… y, mier**!! No estoy depilada!! y que también tapara mis pelánganos axiliares diosmiodemivida…

Llego, espero en una cola inmensa mi turno, para que cuando llegue:

CHICA: Vale, ¿rellenaste el formulario?
YO: Sí, aquí está… (Poniendo carita de actriz…)
CHICA: ¿Estupendo, las fotocopias?
YO: ¿Mande? (Poniendo cara de actriz despistada…)
CHICA: ¿Las fotocopias de tu DNI y la tarjeta de la seguridad social?
YO: Hala… no me digas que… mier**!!! (…cara de actriz despedida)

Al final, me dejaron pasar, supongo que la mezcla entre mi aspecto, mi sonrojamiento y mi expresión de “paso de Banderas, de la patria y de tó…”

Pero bueno, al fin y al cabo, sólo me harían un par de preguntas… así que no importaba ni mi cara, ni el aspecto, ni mis pelánganos, ni los tirantes, ni na!…

Y cuando escucho: ¡¡SIGUIENTEEE!!, pienso:
-ok, lo mejor improvisar, si eso cuento algún chiste, alguna anécdota… puedo bailar!! Pero ante todo improvisar... ok...-

Y me encuentro en un inmenso salón, rodeada de fotógrafos profesionales que me dicen: -Vale chica, colócate dentro del círculo rojo que hay pintado en el suelo, que aquí mis compañeros te van a fotografiar…….. Ah!! Y anda, quítate esa chaquetilla!!- (... si salí corriendo que tuve que volver a por el bolso...)

Señor Banderas, Maykapintas y sus pelos esperan su llamada... sentada, sí, sentada...

Perdone... ¿un tal Cantábrico?

(23/10/05, 16.35 h)

Y a pesar del sueño y el cansancio, me puede la curiosidad... esta inquietud que me provoca un paisaje nuevo, de colores y olores diferentes a lo acostumbrado... porque con este fondo, el viaje no se hace pesado...

Se suceden extensiones de montañas, llanuras... más montañas...

Los olivos pasan a disfrazarse de robles, hayas, castaños,... no es una siembra uniforme como en mi tierra. Es una vegetación frondosa que impide la penetración de la poca luz, pues el sol se refugia tras una única nube que, como gruesa manta de invierno, lo resguarda.

Y es que, en estos otros mundos, todo sorprende a mi rutina... como la de buscar en un cielo despejado algún húmedo algodón de esperanza; pero no, aquí veo que no... aquí los rayos de sol se advierten y se cuentan.

Sobran nubes para recrear inimaginables figuras... pronto convertidas en agua dulce para los locales, en dulce agua para los visitantes.

La brisa no huele a Mediterráneo, sino a otro tipo de aguas, otras corrientes,... como aquella que incitó a este viaje, la que empujó a cambiar de aires... y sin apenas darme cuenta el cambio fue de mar, tierra y aire... incluso de gente, de inquietudes ... de ambiente...

17 horas de autobús... se dicen pronto, pero se viven lentas... y si algo me hizo no quejarme, fue sencillamente el destino, la compañía, este lugar... Cantabria y Asturias, con un recuerdo de 150 fotos para no olvidar!!

Contenta, sorprendida... y satisfecha.

(Dedicado a unaasinblog :) )

sábado, octubre 22, 2005

Un viaje con equipaje

Esta madrugada (03.00 a.m.) me voy con muy buena compañía en busca de nuevos paisajes, nuevos acentos, nuevas personas... nuevos mundos; pero a diferencia de las demás noches... este viaje es con equipaje, y es que... estoy tan cansá de que me digan que he perdido el Norte que he decidido ir en su búsqueda!!!

Me voy una semana a Asturias patria querida, a que la patria me quiera a mí :). Una, que está aburrida de trabajar... jijiji.

Lo peor que tiene es el autobús... 1.000 kms, mal dolor!! pero aprovecharé para escribir a puño y letra post... así que descansad de mí que llegaré dando guerra!!! ;)

Espero que me lleguéis a echar de menos la mitá de lo que yo a vosotros!! mecachis!!!... con que os surja la duda de: -Oye, no había una muchacha que comentaba... manoli?, no... maky?...makay?... - me vale!!, me j**e, pero me vale :P.

Ahora, el que entre... que me deje su huellita :).

A cuidarseeee!!!


PD: Eri... pregunté, pero el correo postal no lo admiten en 20minutos... perdonada y justificada

viernes, octubre 21, 2005

Dichosas distracciones!!

Ya metida de lleno en los estudios... lo cual implica trabajos, amistades, cine,... y exámenes de Diciembre.

Y no se si os suele pasar, pero es que para mi, los estudios son la mejor de las inspiraciones!!! Ponerme a estudiar, más aún después de las vacaciones, es punto de partida de un sin fin de "qué haceres"... dichosas distracciones!!.

Abro el libro, leo el título con la intención de ponerme en situación... y justo en ese momento, la mesa me parece demasiado desordenada como para concentrarme, la ropa encima de la cama es la justa para una lavadora, la canción que puso la vecina me la sé... entonces, después de hacer todo eso miro el móvil -ya ha pasado 1 hora?- decido ponerme seria, me hago un "planing de estudio" y me comprometo a seguirlo estrictamente, pero... me doy cuenta de que si lo ribeteo con rotuladores quedará mejor, mientras sigo tarareando las canciones de mi vecina... y me dispongo a colocarlo en mi tablón de corcho. Para ello quito algunas fotografías que me estorban, las dejo en la mesa... esssstupendo!. Me siento... y releo el título, mientras miro de reojo las fotos que dejé en la mesa... qué recuerdos!! y revivo cada una de ellas, fijándome hasta en ese viejecito que pasó en aquel momento y quedó congelado en mi imagen pa´siempre; miro el móvil -diosss!! ya van 2 horas??, dichosas distracciones!!-... así que, tras diez minutos empleados en buscar una solución a mi desconcentración, decido cambiar de lugar -mejor en la cama!!- Abro la cortina para que entre luz... y sustituyo el documental de la 2 por mi vecino sacando al perro. Hago mis apuestas: cogerá lo que el perro siembre??... y así, como una especie de actividades encadenadas, paso mi tarde de estudio...

Llegado al punto de desesperación máximo, miro el móvil y escucho mi barriga -es hora de cenar...-. Mientras recojo los apuntes observo que el título me suena, miro el planing ribeteado, arreglo la cama, corro la cortina y pienso... el otoño es largo!! hay tiempo!! ... y mientras recorro el camino hacia la cocina recuerdo que lo mismo me dije en verano... y hace un año en invierno... dichosas distracciones!!

jueves, octubre 20, 2005

"En el arte de vivir somos, al mismo tiempo, artista y objeto de nuestro arte"

Hoy, como cada día al despertarme, he cogido un nuevo lienzo y lo he tensado... Justo a partir del momento en el que cruzo la estrecha línea que separa el sueño de la realidad, comienzo a decorarlo...

Nunca borro. Dicen los buenos artistas que una mala pincelada se remienda con otra buena... Así es, los errores se corrigen con una buena acción..., por eso mis cuadros tendrán, casi siempre, varias capas de pintura.

Hay días que mis lienzos quedan en blanco y negro, otros que no soy capaz de crear más matices con qué colorearlos... pero mi propósito es siempre el mismo: que nunca, NUNCA, se quede en blanco.

Y, algún día, quizá el último de mi existencia haré una selección. Pediré permiso en el salón más acogedor donde haya estado y presentaré mi propia exposición. La inaguración se hará el primer día en esa supuesta "otra vida"... y esas puertas se abrirán para todo aquel que me pregunte "cómo fue mi vida". ¿Una selección? ... sí, porque, aunque no deseche los cuadros no seleccionados, me gustaría quedarme sólo con los buenos... de cualquier manera, a esas pinceladas llegué pasando por la experiencia que otros cuadros, ya guardados en un trastero contiguo, me dieron...